Una cuestión de imagen

Tratándose de una empresa de comunicación e imagen, resulta inherente el esfuerzo que debíamos realizar a la hora de presentarnos a nosotros mismos ante el público en general y ante posibles clientes en particular. Por ello, mientras desarrollábamos la nueva web de Dragut y llegado el momento de humanizar y poner cara a los integrantes de la agencia, se nos planteaban diversos estilos, enfoques y tratamientos posibles.

La imagen atrevida con ese punto de frescor canalla que creemos nos define como individuos se enfrentaba a la sobria seriedad que se le exige a cualquier empresa. Finalmente, tras barajar diversas opciones, avanzamos por el camino de en medio, como queda reflejado en las imágenes que podéis encontrar en el apartado “La agencia”. No obstante nos apetecía, a modo de “making off”, compartir algunas de esas imágenes que quedaron en el tintero y que dan buena cuenta del espíritu Dragut.

Queremos resaltar que durante la sesión fotográfica que a continuación presentamos no se maltrató gravemente a ninguno de nuestros trabajadores y, como se advierte en alguna de las instantáneas, primó la concordia y el entendimiento entre esta, nuestra gran familia.